Vetusta Morla repasa 20 años de carrera con lleno total en Madrid entre amigos, invitados y gestos políticos

Vetusta Morla, en el concierto del WiZink Center de Madrid.
Wilma Lorenzo

Vetusta Morla colgó este domingo el cartel de entradas agotadas en el WiZink Center de Madrid, que se convirtió en una máquina del tiempo en la que el sexteto echó la vista atrás hasta sus inicios discográficos de hace 10 años y sus primeros bolos hace 20 para iluminar el futuro.

«El disco que cambió nuestras vidas», un show «único» que reunió a más de 15.000 personas en el recinto, ha sido un «oasis» en mitad de la gira «Mismo sitio, distinto lugar», y se ha gestado como un «documento en directo» del recorrido de Vetusta Morla.

«Pucho» (nombre artístico del vocalista Juan Pedro Martí), David García «el Indio», Álvaro B. Baglietto, Jorge González, Guillermo Galván y Juan Manuel Latorre no defraudaron y derrocharon carisma en su cuarta visita al popularmente conocido como Palacio de los Deportes.

El sexteto de Tres Cantos (Madrid), que reunió el pasado junio a más 40.000 personas en la explanada de La Caja Mágica, montó un espectáculo alrededor de sus primeros pasos en la industria discográfica, un recorrido por los años 2007, 2008 y 2009. Especial atención pusieron en su primer álbum, «Un día en el mundo», del que interpretaron una decena de cortes.

Efeméride que quisieron celebrar con «El disco que cambió nuestras vidas», que ha coincidido con otra fecha importante para Vetusta Morla: el domingo, hace exactamente 20 años, el grupo ‘indie’ daba su primer concierto, en la Casa de la Juventud de su localidad natal.

El show, donde no faltaron invitados como Xoel López, ha sido una perfecta combinación de la fuerza escénica de Vetusta Morla aderezada con vídeos y cortes sonoros de entrevistas de hace una década, para poner en contexto su trayectoria y para hacer sentir, a todos los presentes, un poquito más viejos.

La cita estaba prevista para las 21:00 horas, y a las 21:05 el público ya empezaba a impacientarse y a silbar hacia un escenario vacío, pero con un contundente y reivindicativo mensaje en sus tres pantallas: «Solo sí es sí», podía leerse desde todos los ángulos del WiZink Center.

Los decibelios de los silbidos fueron aumentando a cada minuto que pasaba, hasta que dieron paso a un grito de euforia sobre las 21:15 horas, cuando las luces se apagron y los seis de Tres Cantos aparecieron en las pantallas, eso sí, unos años más jóvenes.

La primera pieza audiovisual de la noche era un corte del videoclip de «Un día en el mundo», y se solaparon en la pantalla esas imágenes con la entrada por el backstage de Vetusta Morla, que caminaron hacia el escenario cantando esa misma canción.

«Muy buenas noches. Bienvenidos a 2018, al 30 de diciembre de 2018, una fecha que para nosotros ya está marcada a fuego«, decía el vocalista de Vetusta Morla, engalanado con una camiseta blanca en la que, efectivamente, estaba grabada la efeméride.

«Perdón, empatía, diálogo»

En estos últimos compases de 2018, y en una cita marcada por echar la vista atrás para iluminar el futuro, Pucho quiso recordar que la Constitución ha cumplido 40 años: «Quizá se obvió demasiado el pasado con ciertas leyes que llamaban de amnistía y que popularmente fueron conocidas como ley del silencio y el olvido». El cantante ha pedido «perdón, empatía, diálogo» en esta noche nostálgica, pero también política.

«Últimamente nos dicen que hagamos canciones y no política. Los seis que veis aquí en el escenario somos seres políticos«, reivindicó Pucho, que también clasificó de «gesto político» el lanzamiento hace 10 años de su primer disco.

Entre anécdota y discurso, Vetusta Morla subió al escenario cortes como «La marea», «Al respirar», «Boca en la tierra», «Los buenos», «Valiente», «Copenhague» o «Sálvese quien pueda», y también invitó a las tablas a colegas y compañeros de batalla.

Productores, managers, equipo técnico, responsables de prensa, la «jefa» de su discográfica, Pequeño Salto Mortal… Todos subieron al escenario a mitad del show tras la mítica «Maldita dulzura» para cantar, toda la vetusta familia junto a Xoel López, «El amor valiente».

Después seguía la noche hasta llegar a los bises, que no fueron otros que «Año nuevo», «Un día en el mundo» y «Saharabbey road». Pucho, portavoz absoluto de la banda, despedía el show con el mismo mensaje con el que lo empezaba: «Ha sido un momento único, irrepetible. Ha sido maravilloso bucear en nuestro pasado con vosotros. Esperemos que rebuscar en el pasado nos sirva para iluminar este 2019. ¡Pensad en luz, gracias!».

Source link

Be the first to comment on "Vetusta Morla repasa 20 años de carrera con lleno total en Madrid entre amigos, invitados y gestos políticos"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies